Aquí podrás leer todos los artículos publicados no desde que cree esta página, están a partir de cuando empecé a hacer borradores de seguridad por los ataques que soporté y que causó que los anteriores desapareciesen, por eso no salen una mayoría de las imágenes y como las hay que son pruebas, están todas en mi poder muy seguras.
Este problema es causado por el cambio de nombre en mis cuentas en Google.
Visita todo el Blog, al pie de la cabecera tienes todas las PÁGINAS con la información que precisas.
Pide tus libros dedicados por el autor, envíos a domicilio.

31 ene. 2012

El tétrico apoyo de la izquierda a un torpe juez


Por problemas técnicos, al tratarse de borradores que se editaban la mayoría de imágenes no aparecen, aunque todas permanecen en mi poder. El problema es por cambio de nombre en las cuentas de Google.





Vivimos en unos tiempos, en los que lo más duro de conocer las cifras de paro, es que a continuación no pasa nada. Que en apenas un año se han destruido 600.000 puestos de trabajo, que en sólo cuatro años se ha perdido casi un 15% de la masa laboral. España está a punto de alcanzar, incluso, la tasa de paro más alta registrada en EEUU durante la Gran Depresión de 1929: un 24,9% de la población activa. A la economía española, le suceden muchas cosas. Lo malo es que casi todas son adversas, y eso explica que el número de ocupados haya caído a niveles del primer trimestre de 2004.

Si el gestor causante de este gran hundimiento fuese juzgado por su nefasta gestión, las cosas en adelante cambiarían. Aquí no, en lugar de ser juzgado, se aseguran un puesto de por vida. El tema es que cuando en las próximas semanas Zapatero tome posesión de su flamante puesto como consejero permanente del Consejo de Estado -sueldo vitalicio-, podrá lucirse entre sus miembros de escaño de ser el causante de dejar al país con casi tres millones de ocupados menos. Un récord difícil de igualar, sobre todo, si se tiene en cuenta que en el mismo periodo de tiempo la población ha crecido en casi cuatro millones de personas que, como es lógico, consumen prestaciones sociales: sanidad, educación, etc. El resultado es, un 10% más de población y un 15% menos de empleo. Esa es la gestión de un perfecto inepto llamado Zapatero.

 Pero como digo aquí no pasa nada, mientras tanto los dos candidatos a reemplazar el  cargo del protagonista de este hundimiento, cacarean la buena gestión llevada a cabo por el Gobierno de Zapatero, del cual formaron parte y más que desvelarse por su candidatura a secretarios del partido de los “trabajadores”, gastan su saliva en agredir al Gobierno de Rajoy, que sólo lleva un mes y días, tiempo que está utilizando para sacar de los cajones toda la mierda heredada de sus antecesores. Su gran legado, es el hecho de que el paro afecte ya a 5,27 millones de trabajadores, que España está a punto de alcanzar la tasa de paro más alta registrada en EEUU durante la Gran Depresión de 1929: un 24,9% de la población activa. Arduo trabajo, el que tiene Rajoy en sus barbas, ya que tiene por delante dos trabajos, tratar de conseguir sanear nuestra economía y lidiar con el asedio permanente socialista, el acoso va ha ser temible, ya que según palabras de Rubalcaba “seré presidente como sea” y a esas palabras cada uno puede poner el significado que quiera. Todos conocemos las llegadas al poder de los socialistas. Sí, las dos veces han llegado con los votos, pero también las dos veces con incidente/accidente.

Claro mantenemos un grave problema que son los fachas, esa alarmante raza que nos constriñe de nuevo”. Hace unos días que después de tres años, ha acabado la cacería judicial contra Francisco Camps y Ricardo Costa, cacería iniciada por el partido socialista, encabezada por su cabeza visible en Valencia, el lanzador de piedras que utilizó una parábola para acusar a Camps, el cual no comparte el veredicto aunque lo acate y que según sus palabras, se siente satisfecho porque con su acusación ha destruido la vida política de Camps. A esto yo, lo llamo ser un canalla. Con el dictamen de un jurado popular, ambos han quedado absueltos con el veredicto de inocentes de cohecho. Los socialistas que son nobles, honestos y los únicos demócratas, además fue Felipe González quien creó los jurados populares, creen en la Justicia española, han declarado como su colega valenciano, acatan la resolución pero que no la comparten, quien más lo repite es el que algún día se sentará en el banquillo de los acusados, el mensajero de los GAL, químico del 11-M, Faisán y un largo etc. Faltaría más señores mezquinos y ruines, que no la acataseis.

Pero semejante canallada ha contado desde el principio con el apoyo y visto bueno de una toga que lleva una rata de cloaca con tres juicios en marcha por prevaricador, un ex-ministro, un comisario, fiscales y el diario al servicio del régimen, con el plan supuesto de decapitar a los líderes del PP, en las plazas que les molestaban y que anteriormente fueron socialistas. Mi pregunta ahora es, puesto que los dos dirigentes del PP de Valencia han quedado absueltos ¿quién paga la cacería? ¿Quién paga el daño moral y social causado en las personas de Francisco Camps y Ricardo Costa? Tres años de juicios paralelos en prensa y TV, tres años con el veredicto de culpables, puesto que en ningún momento se ha respetado la presunción de inocencia y que esta deducción, no solo no ha sido respetada en los medios y en la calle. Tampoco la han considerado y están las actas de las sesiones para demostrarlo, en el Congreso y en las Cortes de Valencia. Que no ha sido respetada empezando por el mismo ruin de Zapatero, pasando por toda su banda de sicarios y terminando por el  último mono del partido socialista, así como por otros miembros de ambas cámaras.

El coste de vuestra cacería contando solo el juicio celebrado en Valencia, sin contar los daños morales y síquicos, son 45 días de juicio, 48 horas de deliberación por nueve miembros del jurado, que ascienden a más de 450.000 euros, como contrapartida para demostrar que se trataba de un juicio político, la Fiscalía pedía a Francisco Camps una multa de 41.000 euros, cuando se le juzgaba por supuestamente haber aceptado unos trajes por valor de 14.000 euros. En vuestra defensa y con vuestra vara de medir, siempre se puede decir “los fachas tenían comprados a los nueve miembros del jurado popular”. Siempre hay una respuesta para vuestros males. Pero tampoco hay que olvidar que son tantos los casos de corrupción por los que estáis acusados y que quedan por acusar, que cada día puedo empezar yo un juicio paralelo contra vuestras huestes ¿por dónde empiezo? Garzón, José Blanco, Rubalcaba, ERES…etc., etc., etc.

No será que Baltasar Garzón está siendo inmolado por una alarmante conspiración neofascista que mediante chantaje quiere derribar las endebles pilastras que mantienen el Estado de Derecho. Va a ser que no. Que no hay tal conspiración, que no está siendo inmolado, ni nada que se parezca al fascismo, que nadie ni nada se ha fusionado para terminar con Garzón y todavía menos con la democracia. Es el mismo Garzón quien se está inmolando por creer que se puede saltar la ley cómo y cuando él quiera, máxime cuando en el caso del franquismo, todos le dijeron que no era competente para abrir esa causa. Fue el pueblo quien juzgó esa causa en 1978 con el paso a la democracia. Pero su orgullo, altanería, arrogancia y su pedantería pudieron más. En el juicio por las escuchas del caso Gürtel, por ejecutar y utilizar medios ilegales, tratar a los encausados como terroristas y en su tercer juicio sobre los cobros en sus viajes a Nueva York, está acusado por cohecho impropio.

Si hay alguien en una sociedad ordenada por un Estado de Derecho que tiene la obligación personal y moral de cumplir la ley con una exigencia mayor que la del resto de los ciudadanos, ese es un juez. En su condición de magistrado, el juez tiene un deber de ejemplaridad sin duda my superior a la de cualquier otra persona, son muchos los jueces que no demuestran esa ejemplaridad. Por lo cual que no ambicionen esos políticos, sindicalistas y el clan de la ceja, en transformar el juicio contra Garzón en una conspiración neofascista y convertir al juez en la última víctima del franquismo. Las víctimas somos nosotros, ya que de nuevo volveremos a ser utilizados y catalogados de fachas, para de nuevo ser vosotros los únicos demócratas, en cambio sois los intolerantes y los que utilizan actitudes arbitrarias, dictatoriales y fanáticas. 

Sinceramente os digo que, me la suda que me llaméis facha, me la trae floja todas vuestras cosas, ¡pero ojo! aquí los únicos que practican el fascismo, sois vosotros, esa izquierda presa y anclada en sus raíces. Y por ese aro de vuestro fascismo no paso.






Publicado por Esveritate



blogger visitor

votar